Padre Gaspar: “Que el Señor de los Milagros actúe en los corazones de directivos PUCP”

El Padre Luis Gaspar, Juez del Tribunal Eclesiástico de Lima y Doctor en Derecho Canónico, ofreció una conferencia a más de 200 miembros de la Asociación de Instituciones Católicas sobre la “Historia y Actualidad del caso de la Pontificia Universidad Católica del Perú”, a quienes explicó los temas fundamentales para entender la comunicación de la Santa Sede para que la PUCP adecúe sus estatutos a la Ex Corde Ecclesiae, máxima norma para todas las universidades católicas del mundo.

Durante la ponencia, el Padre Gaspar explicó que la Santa Sede considera a la PUCP una universidad de la Iglesia Católica desde su fundación, argumentos ratificados en sus estatutos que inscribieron en 1945 en Registros Públicos, los cuales, además, sí estuvieron aprobados por la Santa Sede.

“El artículo cuarto de los estatutos e inscritos en Registros Públicos dice que “La Universidad Católica del Perú, se rige por los presentes Estatutos, en entera conformidad con las leyes de la Iglesia y las del Estado peruano, con absoluto acatamiento de las resoluciones de la Santa Sede, de la cual depende”.

Asimismo, corroboró que el impasse con la PUCP es un tema que tiene numerosos años, presentando documentación del Padre Felipe Mac Gregor, rector de la PUCP, quien se comprometía a defender el lazo que une a la PUCP con la Iglesia.

Del mismo modo presentó documentación del Cardenal Augusto Vargas Alzamora quien expresó, de manera formal, su disconformidad respecto al texto que venía utilizándose, al indicarle al entonces Rector de la PUCP, Salomón Lerner Febres que: “Deben proveerse normas específicas que garanticen el cumplimiento de las normas generales establecidas en la Ex Corde Ecclesiae y en particular el estatuto debe establecer el vínculo expreso con el Canon 810 del Código de Derecho Canónico vigente”; y que “La confirmación canónica del Rector elegido es un elemento indispensable que debe ser mantenido en el Estatuto”.

Acuerdo Internacional entre el Perú y la Santa Sede

Por otro lado, el Padre Gaspar también recordó que el Acuerdo Internacional entre el Estado Peruano y la Santa Sede, le reconocen a la Iglesia Católica en el Perú “plena independencia y autonomía”.

“Si la iglesia crea una universidad como en 1917 y 1942 y se olvida o se desentiende, no tendría sentido, La Iglesia en el Perú tiene plena independencia y autonomía para dirigirla conforme a su ideario católico. Sería absurdo que la Iglesia funde una universidad y luego por la Ley Civil peruana sea incapaz de dirigirla. Estaría violando la plena independencia y autonomía que le da el Estado Peruano a la Iglesia”, mencionó.

Caso de otras Universidades Católicas

El también Juez del Tribunal Eclesiástico señaló que, por ejemplo, la Pontificia Universidad Católica de Santiago de Chile adecuó sus estatutos satisfactoriamente a la Ex Corde Ecclesiae, en un sistema donde el Arzobispo de Santiago nombra al rector de dicha universidad.

“Dentro de las universidades más importantes del mundo en Latinoamérica solo hay cinco: tres en Brasil, una en Argentina y una en Chile, que es Pontificia y Católica, y el rector lo nombra directamente el Arzobispo de Santiago de Chile, está sujeta a la Ex Corde Ecclesiae, además de encontrarse entre las mejores universidades del mundo”, recalcó.

Destacó también que la Universidad Mayor de San Marcos, la Universidad San Cristóbal de Huamanga (Ayacucho); y la Universidad San Antonio Abad (Cusco), perdieron los nombres Pontificia y Católica.

“Cuando San Marcos dejó de ser Pontificia, el estado peruano devolvió esos bienes a los padres dominicos quienes poseen actualmente los primeros lugares donde se erigió San Marcos. Así, la Universidad San Cristóbal de Huamanga y San Antonio Abad cuando perdieron el nombre sus bienes pasaron a sus obispados correspondientes. Esto no es novedoso. Si la PUCP deja de ser católica, habrá que ver cuáles son bienes eclesiásticos para que pasen a la Iglesia Católica”, recalcó.

“Pienso que las actuales autoridades de la PUCP deberían ser más sinceros y leales con lo que han recibido. Sería lamentable que no lleguen a los 100 años llamándose católica y pontificia”, prosiguió.

Visitador Apostólico

El Padre Gaspar, especialista en Derecho Canónico, recordó que el nombramiento del Visitador Apostólico corresponde el más alto nivel en la Iglesia Católica en un gesto de nobleza del Santo Padre para con la PUCP.

“Dos días antes de la Asamblea Universitaria, Roma hace público que enviará un Visitador Apostólico. El Papa Benedicto XVI nombra a su Visitador Apostólico, quien será como su representante directo y solo se nombra cuando la Iglesia considera un bien suyo la institución a la cual se va a visitar. Roma considera que la PUCP es una universidad de la Iglesia”.

“Cuando se nombra el Cardenal Visitador Apostólico, el Santo Padre ha decidido intervenir directamente con la PUCP; es como una última instancia, para no desvincular a la PUCP de la Iglesia”, continuó.

Desmintiendo el comunicado de la asamblea PUCP 

El Padre Gaspar lamentó la serie de agravios e insultos propagados por algunos estudiantes de la PUCP en contra del Gran Canciller de la universidad, acontecidos el último 23 de septiembre, en el frontis de dicha casa de estudios.

En tal sentido desmintió los puntos del comunicado de la Asamblea Universitaria en la cual presentan a la opinión pública información inexacta en este caso.

“Es falsa la acusación lamentable que le da al Gran Canciller de la PUCP. Se le ha achacado que el problema es él cuando en realidad como lo dice, él es el “cartero”, le ha tocado ser Arzobispo y la Santa Sede le ha pedido como su representante que entregue las modificaciones al estatuto PUCP, es su obligación como pastor, y así lo hicieron también los anteriores Cardenales Arzobispos Landázuri y Vargas Alzamora”, recordó.

“De ´hecho´ la PUCP actualmente ha dejado de ser Católica y Pontificia con el pronunciamiento del 23 de septiembre, pero de “derecho” no, porque las leyes y estatutos últimos aprobados por Roma en 1969 aún mantienen ese vínculo con la universidad. Ese hecho pueden pasar al derecho y esto será un trabajo del Visitador Apostólico”, dijo.

“Los grandes perjudicados de todo ello son los que pagan las pensiones, los universitarios y los padres”, lamentó.

Finalmente, el Padre Gaspar pidió a todos los católicos unirnos en oración para que este impasse llegue a buen término; así como mayor compromiso para difundir la verdad.

“La Iglesia no va a invertir dinero en campañas masivas porque los comunicados en un medio de comunicación cuestan miles y no hay dinero para eso. Pienso que ahí queda la labor personal de cada católico en hacer apostolado, de transmitir boca a boca la verdad. Hace falta comprometerse más”.

“No debemos perder la esperanza, no todo está perdido. Que el Señor de los Milagros en este mes de octubre actúe en los corazones de los que deben dirigir o custodiar el bien católico de la PUCP”, culminó.

La conferencia se llevó a cabo el martes, 04 de octubre y los asistentes consultaron y absolvieron las dudas que pudieran tener sobre el caso.

Deje su comentario

Powered by WordPress